Cover

Portugal ha vuelto a los mercados de deuda de medio y largo plazo el 23 de enero, lo que constituye el primer paso para volver a ser autosuficiente desde el punto de vista financiero, dando así término a su dependencia de la troika UE-BCE-FMI. El Gobierno pretende conseguir 2.000 millones de euros a través de la venta de bonos del Estado a cinco años.

Esta vuelta a los mercados ha sido coordinada durante las últimas 24 horas, tras las nuevas estadísticas publicadas que confirman que Portugal cumplió sus objetivos de déficit en 2012, y después de que el Eurogrupo concediera una extensión de los términos del préstamo de la troika. "En términos financieros, Portugal está a punto de cambiar la imagen que proyecto internacionalmente", afirma el diario.