Cover

Unidades especiales de la policía federal belga llevaron a cabo el 16 de abril una gran redada en el entorno de los islamistas radicales, concretamente en Bruselas, Amberes y Vilvoorde.

En total, la policía efectuó 48 registros de domicilios de personas sospechosas de llevar a cabo actividades terroristas. Los sospechosos serían responsables del envío de jóvenes belgas a Siria para apoyar a las milicias islamistas que se oponen al régimen de Bachar el Asad.

Se han producido seis arrestos, entre ellos el de Fouad Belkacem, el exportavoz del grupo radical islamista Sharia4Belgium.