Cover

El Gobierno de Reino Unido ha descartado los planes de una operación militar contra el régimen sirio tras perder el 29 de agosto una votación parlamentaria por 13 votos. El ataque se hubiese producido como respuesta al presunto uso de armas químicas contra civiles sirios la semana pasada.

Esta inesperada derrota es también la primera en 150 años en que el Parlamento bloquea una acción militar propuesta por el Gobierno, prosigue The Daily Telegraph, que añade que “subraya la profunda desconfianza en los servicios secretos oficiales tras la guerra de Irak”.

El primer ministro David Cameron ha sido, junto al presidente estadounidense Barack Obama, uno de los principales representantes que ha propuesto la respuesta militar como represalia por el presunto ataque contra civiles del pasado 21 de agosto.