Cover

La UE debería presionar a las naciones africanas que no acepten inmigrantes de vuelta al continente tras ser rechazada su solicitud de asilo en Europa, según una nueva nueva propuesta maltesa.

La iniciativa consiste en que los países africanos que no estén en guerra y se nieguen a aceptar los documentos de tránsito temporales facilitados a las personas cuya solicitud de asilo haya sido rechazada, verán su ayuda al desarrollo recortada.

La isla mediterránea se encuentra en una difícil situación para hacer frente al flujo de inmigrantes africanos que pretenden acceder a la UE, y tal medida permitiría que la “UE ejerciera su fuerza diplomática,” escribe Times of Malta.