Cover

El número de trabajadores portugueses que dejan el país alcanzó un nuevo récord anual el pasado año, con la salida de 121.418, adelantando al récord previo de 1966, establecido en 120.000, según los datos del Instituto Nacional de Estadísticas.

Cada mes, una media de 10.118 personas parte, principalmente hacia Francia, Luxemburgo, Suiza, Reino Unido y la excolonia de Angola, y esta tendencia parece que continuará, escribe Diário de Notícias.

El periódico añade que "el éxodo actual es diferente al de 1966” en el que

las personas que emigraron eran principalmente trabajadores sin educación superior, que enviaron la mayoría del dinero que ganaron a Portugal. Los emigrantes de hoy son habitualmente jóvenes con educación superior, que se van a trabajar a otros países europeos tras haber sido educados con el dinero de Portugal.