"La Corte de Apelación de Budapest confirmó el 2 de julio la disolución de la Guardia Húngara", anuncia Cotidianul. La Corte ha confirmado de esta manera la decisión del Tribunal, que en el pasado mes de diciembre condenó a la organización de extrema derecha por "sus repetidas acciones de intimidación y discriminación hacia los gitanos húngaros", añade el diario de Bucarest, para el que "La Corte pone de esta manera fin a una larga serie de acciones violentas, pues los miembros de la Guardia habían creado una atmósfera de miedo y sus actividades han humillado la dignidad de la minoría gitana".

El diario recuerda igualmente el reciente asesinato de un hombre y su hijo por miembros de la Guardia. Creada en 2007 por el partido de extrema derecha Jobbik (que obtuvo el 15% de los votos y 3 diputados en las últimas elecciones europeas), la Guardia ha amenazado con llevar a cabo acciones violentas contra Rumanía y Eslovaquia, países en las que viven minorías húngaras.