La evaluación preliminar de la Comisión Europa de la polémica nueva ley sobre los medios de comunicación demuestra que no todas las partes son "satisfactorias a primera vista", revela el diario eslovaco Pravda. Neelie Kroes, la comisaria europea responsable de los medios de comunicación, el 17 de enero comunicó a los eurodiputados que la ley recientemente adoptada planteaba dudas sobre “la aplicación de las normas a todos los tipos de medios, incluidos los usuarios de blogs, como la necesidad de registrarse y el requisito de información equilibrada”. Además, insinuó que dicha ley podría ir en contra de la legislación de la UE, ya que impone requisitos a las empresas de medios de comunicación no húngaras pero que operen en Hungría. A pesar de la protesta en toda Europa sobre esta ley, el primer ministro húngaro Victor Orbán se negó a volverse atrás, pero “ha prometido cambiar la ley si la Comisión Europea lo estima necesario”, apunta el diario de Bratislava.