Cover

“Lenihan retrasa el estímulo de 10.000 millones de euros a los bancos hasta después de las elecciones”, titula Irish Times. Con una ya asombrosa cuenta de rescate para los bancos zombis irlandeses de 50.000 millones de euros, el ministro de Economía irlandés saliente ha anunciado que se prevé otra inyección de capital líquido, pero únicamente para después de las elecciones generales del 25 de febrero. Al transmitir lo que será un cáliz envenenado para el gobierno entrante, Lenihan criticó el retraso de la caída del gobierno e insistió en que la UE, el FMI y el Banco Central Europeo (BCE) lo han aprobado. “Estoy siguiendo la práctica constitucional. Sería distinto si el gobierno no hubiera perdido la mayoría”, declaró. Los 10.000 millones de euros “procederán del fondo de reserva de las pensiones irlandés”, señala el diario de Dublín.