Cover

La canciller la toma con la independencia del Banco Central alemán y con el puesto del "máximo guardián de la moneda" tan estimado por los alemanes, ya que será "el hombre de Merkel", como titula el diario Handelsblatt, quien asumirá la dirección del Bundesbank. Tras larenuncia sorpresa del actual presidente del "Buba", Axel Weber, Angela Merkel pretende colocar a su consejero más próximo, Jens Weidmann, de 42 años, en la dirección del banco, con lo que ocupará por derecho un lugar en el Banco Central Europeo (BCE). "La historia del Bundesbank siempre ha estado marcada por el rechazo del político", señala el diario económico, recordando que Axel Weber se retiró precisamente porque Angela Merkel no apoyó su estrategia antiinflacionista. "Con el funcionario Weidmann no se corre ningún riesgo". Weidmann, que debe su carrera totalmente a Merkel, describe así la relación con la canciller: "Preparo los informes para que ella tome las decisiones. Al fin y al cabo, siempre es la política quien decide".