Cover

100 días después del accidente de Fukushima, La Tribune se fija en “la Europa que dice sí a la energía nuclear”. El diario económico constata que “aunque Alemania, Suiza e Italia se orienten hacia una salida programada de la energía nuclear, no ocurre lo mismo en muchos otros países” como Francia, Gran Bretaña, Finlandia, Holanda y Polonia, los cuales trabajan en la construcción de nuevas centrales. Sin embargo, observa el diario, “la seguridad sigue siendo el problema número uno para la población”. Mientras que los Veintisiete se disponen a realizar pruebas de resistencia a sus centrales, el comisario de Energía, Günther Oettinger, estima que “no podremos evitar realizar inversiones para modernizar nuestras instalaciones, y la industria deberá asumir el coste".