Cover

"¿ Será acaso necesario sacrificar 54 millones de animales de laboratorio durante la próxima década y no 2,5 millones como originalmente se había estimado, para proteger a los europeos de los efectos de los productos químicos ?", se preguntaLe Monde. El periódico francés relata que según dos científicos, Europa tendrá dificultades para aplicar el Reglamento REACH. Este reglamento obliga a la industria química a aportar pruebas de que los productos químicos puestos en el mercado antes de 1981 no son peligrosos para la salud o el medioambiente. En un artículo publicado en la revista científica Nature, el toxicólogo Thomas Hartung y la química Costanza Rovida, advierten que " la toxicología reglamentaria no tiene ni los métodos especializados ni las técnicas alternativas de experimentación sobre animales para alcanzar tal objetivo". La industria química ya ha prerregistrado 140,000 sustancias a analizar.