Comunidad Voxeurop Crisis de la eurozona

La encrucijada económica de Europa

Publicado en 17 septiembre 2013 a las 08:24

Europa se encuentra de nuevo en una encrucijada económica. Y en algo sí que están de acuerdo todos los europeos, los del norte y los del sur, los del centro y la periferia, los acreedores y los deudores: quieren salir de la crisis y sin más recaídas.

En agosto, se han publicado los datos del PIB de la eurozona que, gracias al rebote de Alemania y Francia, ha salido de la recesión con un crecimiento del 0,3%. El índice de Gestores de Compras y de actividad (PMI) de la Zona Euro de Markit registró su segunda expansión mensual consecutiva en agosto, aumentando hasta 51.5 puntos frente al nivel de 50.5 registrado en julio, señalando el ritmo más rápido de crecimiento en poco más de dos años. En este mes también se ha conocido que la UE ha logrado el primer superávit comercial desde 1999 durante el primer semestre del año con un saldo positivo de 35.000 millones de euros aproximadamente, gracias al impulso de las exportaciones de Italia y España.

Todos los principales periódicos de la zona euro como el Jornal de Negócios en Portugal, La Stampa en Italia, el Süddeutsche Zeitung en Alemania o Le Monde en Francia se han hecho eco de estos esperanzadores datos, anunciando así la salida de la recesión. Sin embargo, los ciudadanos europeos han aprendido después de cinco años de crisis a no confiar en estos “brotes verdes” y mantienen la prudencia.

En el caso de España, la calma que se ha vivido este verano dista mucho de los nervios del verano del 2012, cuando la prima de riesgo llegó a marcar los 649 puntos básicos de diferencia con la alemana y se anunciaba a bombo y platillo la posible quiebra del país y su salida del euro. Con respecto a los últimos datos económicos en España, parece que el PIB se está estabilizando con una caída del 0,1% en el segundo trimestre del año. En agosto, el índice PMI manufacturero español subió hasta los 51,1 puntos desde los 49,8 del mes anterior y el del sector servicios también superó el nivel de los 50 puntos, lo que adelanta una leve expansión en ambos sectores. En este aumento tiene una gran influencia el tirón de las exportaciones, que han crecido un 8% en el primer semestre con respecto al 2012.

Recibe lo mejor del periodismo europeo en tu correo electrónico todos los jueves

Estos datos, unidos a que desde marzo hay 341.349 parados menos registrados en las oficinas de empleo, han llevado al banco estadounidense Morgan Stanley a pronosticar en un informe titulado “The New Spain” un crecimiento del 0,8% en 2014 y del 1,1% en 2015. La Fundación de las Cajas de Ahorro (Funcas) también ha mejorado sus previsiones al asegurar que España crecerá en torno al 1% durante el próximo año e incluso el ministro español de Economía, Luis de Guindos, señaló el pasado 9 de septiembre que el Gobierno revisará el crecimiento de la economía del 0,5 hasta un nivel más cercano al 1% en 2014.

Estas nuevas previsiones, junto a la revisión al alza del crecimiento de Francia y Alemania y la vuelta de los inversores extranjeros han llevado a la bolsa española a marcar máximos y la prima de riesgo a llegar a mínimos de julio de 2011 y batir a la prima de riesgo de Italia, que sufre tensiones políticas en las últimas semanas.

No obstante, al mismo tiempo que se difundían estos informes, el Financial Times publicaba un artículo sobre la exclusión social y el hambre infantil en España, y Bloomberg proyectaba en uno de sus últimos estudios que España es el país europeo con el peor pronóstico para los próximos cinco años, ya que a pesar de las cifras, los problemas reales de los españoles como el desempleo, los recortes sociales y la corrupción de la clase política persisten.

Las elecciones alemanas, la situación en Siria y el precio del petróleo, el cumplimiento de los objetivos del déficit, el crecimiento de China y EEUU, y la puesta en marcha de una unión bancaria para la zona euro son algunos de los frentes abiertos que pueden cambiar el rumbo económico de la Unión Europea y de España en los próximos meses. Mientras tanto, los europeos seguirán sufriendo las consecuencias de la crisis y confiando en que a base de su trabajo y esfuerzo, Europa salga de ella de una vez por todas.

Alberto Lozano Alcántara es licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid, habiendo cursado un año de Erasmus en la Université Libre de Bruxelles. Actualmente, realiza prácticas en Presseurop.eu.

¿Te ha gustado este artículo? Nos alegra mucho. Se encuentra disponible para todos nuestros lectores, ya que consideramos que el derecho a la información libre e independiente es esencial para la democracia. No obstante, este derecho no está garantizado para siempre, y la independencia tiene su precio. Necesitamos tu apoyo para seguir publicando nuestras noticias independientes y multilingües para todos los europeos. ¡Descubre nuestras ofertas de suscripción y sus ventajas exclusivas y hazte miembro de nuestra comunidad desde ahora!

¿Eres un medio de comunicación, una empresa o una organización? Consulta nuestros servicios editoriales y de traducción multilingüe.

Apoya el periodismo europeo independiente

La democracia europea necesita prensa independiente. Voxeurop te necesita a ti. ¡Únete a nosotros!

Sobre el mismo tema