Cover

"El momento de la verdad para el sur de Europa”, titula La Tribune, en un momento en el que los tres países del “Club Med” están bajo presión. En primer lugar, Grecia, instada por los expertos de la troika (Comisión Europea, BCE, FMI) a finalizar su presupuesto de 2012 antes de que se le haga llegar cualquier nueva ayuda. Hasta que llegue ese momento, la troika ha decidido suspender su misión de observación. A continuación, España, donde los parlamentarios “han enviado un mensaje de confianza” a Europa mediante la adopción el 2 de septiembre de la "regla de oro" que eleva el principio del equilibrio presupuestario a rango constitucional. A la reforma española solo le queda una etapa por superar, “siempre que no haya sorpresas”, señala el diario, con el voto del Senado la próxima semana. Finalmente, Italia, con Silvio Berlusconi presionado por el presidente del BCE Jean-Claude Trichet y la patronal italiana para que adopte un plan de rigor que restaure la credibilidad del país. "Tras la salida el viernes [2 de septiembre] de la troika internacional encargada de supervisar a Atenas, la presión sobre todos los países del sur de Europa para que otorguen credibilidad a sus programas de ajuste presupuestario será máxima. En caso contrario, comenta La Tribune, resultará imposible para los Gobiernos de los países ‘acreedores’ que sus respectivos Parlamentos avalen el acuerdo europeo. Por lo que se ha iniciado una auténtica carrera contra reloj, entre los mercados, por un lado, que no creen en absoluto que Grecia pueda saldar un día su deuda, y las democracias de la zona euro, que intentan salvar la unión económica y monetaria”.