Lluís Bassets defiende que "El soberanismo está de luto en Europa", considera que en los próximos días se llevará a cabo "la mayor cesión de soberanía que hayan protagonizado las viejas naciones europeas desde los tratados de Roma y de Maastricht". Publica en El País un artículo que titula esclarecedoramente "El infierno del soberanismo" y critica que "la UE prepara una unión fiscal parcial, de estabilidad y austeridad, pero no de solidaridad y transferencias".

Al dividir Europa en dos, según formen parte o no de la zona euro, se ahonda en el problema, puesto que, según el autor, "haremos Europa sin europeísmo o 'federalismo sin federalistas', tal como ha señalado el director del Centro Europeo de Relaciones Exteriores (ECFR), Mark Leonard [...]. De nuevo, con la esperanza tan europea y siempre renovada de que algún día la función termine creando el órgano, es decir, el europeísmo y el federalismo políticos que ahora se echan en falta".