Cover

Cuando el Ayuntamiento de Copenhague propone legalizar la venta de cannabis, el "99% de los vendedores" desean que sus actividades sean sometidas a imposición, aseguura a Politiken uno de sus principales representantes.

Ello permitiría a los pequeños comerciantes de la capital, cuyas actividades alcanzar los 1.000 millones de euros de cifra de negocios, ser considerados como comerciantes normales.

Pero para el ministro de Justicia, Morten Bodskov, que estima que el crimen organizado controla a los vendedores del barrio de Christiania, *"toda respuesta a la propuesta de legalización del cannabis se resume en dos letras: N-O".