Cover

El Tribunal supremo de Dinamarca acaba de aceptar que un grupo de 35 daneses pueda llevar a los tribunales al primer ministro Lars Rasmussen (Partido Liberal), explica el diario Berlingske Tidende. Según los querellantes, entre los cuales figuran algunas personalidades políticas y artísticas, el primer ministro habría violado la Constitución danesa al ratificar el Tratado de Lisboa por medio de una votación parlamentaria en vez de un referéndum nacional. En su editorial, Berlingske considera que el procedimiento de ratificación era apoyado por la mayoría de los daneses y que la justicia le dará razón al primer ministro, “si no, volveremos a la época de Maastricht, con todas esas discusiones eternas sobre la posibilidad de vivir aislados de la UE”. Los daneses rechazaron en referéndum el tratado de Maastricht en 1992, antes de ratificarlo en 1993, tras haber conseguido introducir cláusulas de excepciones.