Cover

La Comisión europea anunció, el 18 de diciembre, la apertura de un procedimiento contra Alemania en relación a las exenciones de impuestos para financiar las energías verdes, de las que se benefician algunas empresas. Bruselas exige que la ley sobre las energías renovables (EEG) sea modificada, informa Die Welt.

Actualmente, cerca de 2.300 empresas de sectores con un alto consumo de energía, como la química o la metalurgia, están eximidas de la tasa que pagan los particulares y otros sectores económicos por valor de 23.000 millones de euros al año, explica el diario. La Comisión juzga esta exención como no conforme con la legislación europea sobre la competencia.

Pero, señala el diario,

el [nuevo] Gobierno alemán no comparte este punto de vista y conoce así su primer gran conflicto con Bruselas. La canciller Angela Merkel declaró en el Bundestag que ‘si hay países europeos en los que la energía producida para la industria es más barata que en Alemania, yo no veo por qué nos reprochan de contribuir a la distorsión de la competencia’.