Entrevista Building trust in journalism

Chris Elliott: «El periodismo, en busca de un nuevo modelo comercial que reemplace al anterior, está bajo una enorme presión»

El proyecto impulsado por la Ethical Journalism Network y respaldado financieramente por la Foundation Evens, Building Trust in Journalism, busca abordar los obstáculos a los que se enfrentan los medios en los países de Europa Central y Oriental. Chris Elliott, administrador de EJN y antiguo editor de lectores del diario The Gaurdian, nos comenta los resultados de sus investigaciones hasta el presente.

Publicado en 15 noviembre 2021 a las 09:20

Voxeurop: ¿Por qué impulsar una iniciativa como Building Trust in Journalism – Construi? ¿De qué se trata?

Chris Elliott: En cuanto organización que apoya la realización de un periodismo ético alrededor del mundo, decidimos centrarnos en los países del Grupo de Visegrado y en Europa Central y Oriental, con el fin de analizar el modo en que evolucionaron los medios en la era poscomunista. Puesto que nuestra organización nunca había trabajado en la región, quisimos, en primer lugar, ir y conocer a distintos periodistas, de todas las extracciones y de todas los medios, para entender mejor cuáles eran sus principales obstáculos. Por ejemplo, en Polonia los medios de comunicación no solo reflejan los intereses de ciertos políticos, sino que también hay una fuerte prensa católica. Para comprender mejor el modo en qué el funcionamiento de los medios puede variar entre las ciudades y los medios rurales, usualmente más conservadores, es necesario estar en el lugar.

¿Por qué han elegido focalizarse en Bulgaria, República Checa, Hungría, Polonia, Eslovaquia, Ucrania y Georgia? ¿Hay algo en particular en estos países en relación con la confianza hacia el periodismo y hacia los periodistas? ¿Está vinculado a la relación entre los periodistas y los políticos y empresarios?

Hemos elegido esos países porque, a pesar de representar bien las diferencias demográficas de la región, enfrentan, en muchos casos, problemas similares, como la falta de medios independientes. En la era poscomunista parecía haber una mayor pluralidad en los medios de comunicación. Sin embargo, por algún motivo, ha habido una regresión. Queríamos entender de qué modo todo esto afectaba los principios básicos del periodismo sobre los cuales EJN se funda: la verdad, la exactitud, la independencia, la equidad, la imparcialidad, la humanidad y la rendición de cuentas.   

¿Cuáles son las principales conclusiones de sus investigaciones? ¿La situación particular de Polonia y Hungría tiene un impacto sobre la ética en el campo del periodismo?

Los principales resultados de la investigación varían de acuerdo con los países, pero, en todos los casos, los periodistas sienten la presión de los diferentes factores, políticos, financieros y sociales. Es interesante que, a pesar de que muchos periodistas se enfrentan a las mismas dificultades en todo el mundo, en los países de Europa Central y Oriental es un fenómeno mucho más acentuado.  Tanto en Hungría como en Polonia hay gobiernos autoritarios, que tratan de imponer, de diferentes maneras, ese autoritarismo a los medios de comunicación. En primer lugar, al asegurarse de que los trabajadores de las emisoras públicas apoyen al gobierno, a menudo despidiendo a los antiguos empleados y asegurándose de que los nuevos sean afines. En segundo lugar, al canalizar la pauta publicitaria estatal hacia los medios de comunicación simpatizantes y, finalmente, en algunos casos, al garantizar que los medios independientes sean comprados por empresarios poderosos vinculados con el gobierno. 

¿Cada país es diferente? ¿O encontraron similitudes? ¿Cómo evolucionó la situación en los últimos 15 años?

Hay algunas similitudes obvias, como la aparición de los gobiernos autoritarios. Sin embargo, en República Checa, por ejemplo, la emisora pública ha logrado permanecer independiente del Estado, lo que parece repercutir en una mayor confianza de la población hacia los medios públicos. En Eslovaquia, el asesinato del periodista Jan Kuciak y su novia Martina Kusnirova en 2018 ha congregado a la comunidad de periodistas. Kuciak estaba investigando casos de corrupción antes de ser asesinado, lo que resultó en un crecimiento del interés por el periodismo de investigación en el país. 

Recibe lo mejor del periodismo europeo en tu correo electrónico todos los jueves

¿Hay una diferencia entre Europa occidental y Europa oriental en lo que se refiere a la ética periodística? Si es así, ¿en qué aspectos? 

Pienso que los periodistas tienen una creencia instintiva en la importancia de la ética: pretender defender a los más perjudicados y perjudicar a los más poderosos parece ser el motivo por el cual muchos comienzan a hacer periodismo.

El periodismo, sin embargo, en busca de un nuevo modelo comercial que reemplace al anterior, está bajo una enorme presión. En Europa occidental comienzan a asimilar nuevos formatos, como las publicidades bajo la forma de anuncios. Hubo también un aumento en la cantidad de contenidos pagos. En Europa oriental, vemos algunos ejemplos de contenidos pagos y, por supuesto, una enorme presión política para apoyar al gobierno, bajo la amenaza de perder la pauta publicitaria estatal. 

En todo el continente, hay algunas señales que indican una mayor aceptación por parte del público de los medios de comunicación de pago, pero también vemos nuevas formas de financiamiento independiente, basadas en membresías, suscripciones y donaciones. Las personas comienzan a naturalizar la idea de que, si es lógico pagar por Spotify o por la televisión por cable, también lo es aportar una pequeña suma para apoyar al periodismo independiente.

¿Cuáles son sus principales recomendaciones?

Creemos que el trabajo comunitario es el principal modo de superar los desafíos que enfrentan los medios independientes, y somos entusiastas a este respecto. Hay algunos ejemplos remarcables de periodistas y medios de comunicación que se congregaron de diferentes maneras. Sin este tipo de colaboración, los periodistas quedarían aislados e indefensos. 


EUROPE TALKS


¿Te ha gustado este artículo? Nos alegra mucho. Se encuentra disponible para todos nuestros lectores, ya que consideramos que el derecho a la información libre e independiente es esencial para la democracia. No obstante, este derecho no está garantizado para siempre, y la independencia tiene su precio. Necesitamos tu apoyo para seguir publicando nuestras noticias independientes y multilingües para todos los europeos. ¡Descubre nuestras ofertas de suscripción y sus ventajas exclusivas y hazte miembro de nuestra comunidad desde ahora!

¿Eres un medio de comunicación, una empresa o una organización? Consulta nuestros servicios editoriales y de traducción multilingüe.

Apoya el periodismo europeo independiente

La democracia europea necesita prensa independiente. Voxeurop te necesita a ti. ¡Únete a nosotros!

Sobre el mismo tema