Opinion Campaña de GARN Europe

Defensa y protección de los derechos de los ecosistemas acuáticos

Ante el estado alarmante de los ecosistemas acuáticos en Europa, la sección europea de la Alianza Global por los Derechos de la Naturaleza (GARN) insta a la Unión Europea, así como a sus Estados miembros, a comprometerse a reconocer los derechos de los ecosistemas acuáticos. Asimismo, solicita que los límites planetarios se reconozcan entre los principios rectores de la ley europea como una norma obligatoria.

Publicado en 30 julio 2020 a las 07:30

Glaciares, lagos, ríos, océanos: el ciclo del agua también forma parte de la vida. Es gracias a la salud de los ecosistemas acuáticos que los pueblos europeos han podido vivir, prosperar, viajar y unirse. Una parte importante de nuestra identidad y de nuestra cultura se encuentra ligada a estas entidades naturales, ya sea que hayamos nacido o vivido en los Alpes o a lo largo del Danubio, en las orillas del Lago Lemán o en el Mediterráneo.

No obstante, el estado de los ecosistemas acuáticos europeos es alarmante, ya que se ha visto amenazado por el cambio climático, la contaminación, los embalses y la sobreexplotación de acuíferos. La Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA) establece una preocupante evaluación de la calidad de las aguas en la UE. Según su último reporte, publicado en julio de 2018, solo el 40% de las aguas superficiales se encuentran en «buen estado ecológico». Las actividades humanas no están en sintonía con las leyes naturales y sobrepasan los límites biológicos de nuestro planeta. La presión que los seres humanos ejercemos sobre los ciclos naturales del mundo vivo representa una grave amenaza a la protección de los ecosistemas acuáticos.

El mundo entero está presenciando revoluciones jurídicas que buscan soluciones sistemáticas a la degradación ambiental mediante la creación de nuevas leyes para proteger el lazo que nos une con las comunidades biológicas. Todas comparten un objetivo concreto: el reconocimiento de los derechos de la naturaleza, en particular los de los ecosistemas acuáticos.

En Nueva Zelanda, el parlamento reconoció, en 2017, la personalidad jurídica del río Whanganaui, que cuenta ahora con dos guardianes: uno nombrado por la comunidad maorí y otro por el gobierno. En Colombia, la Corte Suprema de Justicia tomó una decisión histórica en 2018 al reconocer los derechos del río Atrato para protegerlo de los estragos de la minería. La justicia ordenó, entonces, la creación de una comisión de guardianes procedentes de comunidades locales para que trabajasen con el Estado en una política de restauración y preservación de este ecosistema. Estos son tan solo dos ejemplos emblemáticos entre otros.

Recibe lo mejor del periodismo europeo en tu correo electrónico todos los jueves

Al reunir a organizaciones y personalidades comprometidas con la defensa y la protección de los ecosistemas acuáticos, GARN Europe, la sección europea de la Alianza Global por los Derechos de la Naturaleza, pretende plantear nuevas propuestas a favor de una reestructuración profunda de los instrumentos jurídicos para mejorar la protección del ciclo hidrológico. GARN Europe y sus miembros desean proveer una solución basada en un conjunto de normas que reconozcan y protejan, en virtud de su valor intrínseco, las entidades naturales y los ecosistemas como miembros interdependientes de la indivisible comunidad de vida.

Somos conscientes de que nuestras acciones generan consecuencias, no solo en los ecosistemas, sino también en nuestro propio futuro y el de las futuras generaciones, por lo que trabajamos juntos con el fin de crear un nuevo marco legal común en armonía con los seres vivos. Esta convergencia europea constituye la expresión de un movimiento histórico en aras de una adaptación de las normas jurídicas ante la destrucción de las condiciones de vida en el planeta.

GARN Europe pide tanto a la Unión Europea como a sus Estados miembros que se comprometan a reconocer los derechos de los ecosistemas acuáticos y a fortalecer los derechos de los ciudadanos para poder emprender acciones legales en defensa de la naturaleza. El movimiento solicita, además, el reconocimiento de los límites planetarios como una norma obligatoria en los principios rectores de la ley europea. Como complemento, GARN Europe propone la creación de un organismo europeo que vigile y garantice la protección del equilibrio ecológico en nuestro territorio común. Finalmente, hace un llamamiento para que se reconozca el crimen de ecocidio, con el fin de fortalecer la Directiva 2004/35/CE sobre responsabilidad medioambiental en relación con la prevención y reparación de daños medioambientales.

Aprende más sobre la campaña GARN.

¿Te ha gustado este artículo? Nos alegra mucho. Se encuentra disponible para todos nuestros lectores, ya que consideramos que el derecho a la información libre e independiente es esencial para la democracia. No obstante, este derecho no está garantizado para siempre, y la independencia tiene su precio. Necesitamos tu apoyo para seguir publicando nuestras noticias independientes y multilingües para todos los europeos. ¡Descubre nuestras ofertas de suscripción y sus ventajas exclusivas y hazte miembro de nuestra comunidad desde ahora!

¿Eres un medio de comunicación, una empresa o una organización? Consulta nuestros servicios editoriales y de traducción multilingüe.

Apoya el periodismo europeo independiente

La democracia europea necesita prensa independiente. Voxeurop te necesita a ti. ¡Únete a nosotros!

Sobre el mismo tema