Países Bajos
Emile Roemer, el candidato del Partido Socialista, ha sido la revelación de la campaña. En Arnhem, el 19 de agosto de 2012.

Elecciones con sorpresas

¿Ruptura o continuidad? Los holandeses votarán el próximo 12 de septiembre en unas elecciones legislativas anticipadas y claramente marcadas por las crisis. El primer ministro liberal, Mark Rutte, está bien situado en las encuestas, pero en la izquierda se percibe una dura competencia para convertirse en verdadera alternativa. Para la prensa holandesa, una previsión de resultados tan ajustada puede prolongar la crisis política.

Publicado en 4 septiembre 2012 a las 15:46
Emile Roemer, el candidato del Partido Socialista, ha sido la revelación de la campaña. En Arnhem, el 19 de agosto de 2012.

La campaña de las elecciones legislativas del 12 de septiembre todavía no ha dejado de dar sorpresas. Según un sondeo publicado el 3 de septiembre, el VVD, el partido del primer ministro saliente, Mark Rutte (liberal), sigue en cabeza. Se pronostica que obtendrá 35 escaños de los 150 de la Asamblea Nacional. Pero su rival principal ya no parece ser el ascendente Partido Socialista de Emile Roemer (SP, izquierda radical), que ha marcado el tono de los debates durante el verano, sino el Partido Laborista (PvdA) de Diederik Samsom.

Una semana después del debate televisado del 26 de agosto, en el curso del cual el líder socialista se mostró peor orador que el laborista, el NRC Handelsblad afirma lo siguiente:

Una campaña electoral conoce a menudo un momento crítico. Ese momento ya ha tenido lugar: fue el debate en la RTL, que ha puesto fin al duelo entre el VVD y el SP. [Sin embargo], un cambio radical del paisaje de la campaña todavía es posible si los dirigentes cometen errores o dan sorpresas, o si se produce un acontecimiento extremo, una aceleración de la crisis del euro, por ejemplo.

Pero esta campaña reñida es una expresión de un paisaje político "fraccionado" que podría demostrarse peligroso, como lamenta Trouw:

Recibe lo mejor del periodismo europeo en tu correo electrónico todos los jueves

Cover

La gran crisis de la política en los Países Bajos se confirma, incluso se agrava. Cuatro partidos, más incluso, de centro, y un gran número de partidos pequeños a su alrededor. Habrá que vérselas con once grupos políticos, o más, en el Parlamento, y eso en el momento en que es necesario ofrecer una respuesta política fuerte a la crisis económica más grave desde la Segunda Guerra Mundial.

Aunque la crisis de la zona euro fue uno de los temas de debate desde el momento en que la oposición de Emile Roemer a las políticas de austeridad en Europa le permitió subir en los sondeos, la campaña está dominada por los asuntos internos, como los recortes en el sector de la sanidad pública, la disminución del poder adquisitivo y la pérdida de empleos. Erróneamente, según el filósofo Paul Scheffer, quien argumenta así en el NRC Handelsblad:

Cover

Miramos el escenario donde nuestros dirigentes libran una guerra de desgaste, pero sabemos que los verdaderos actores están en otro sitio. Los resultados de las elecciones francesas o griegas, o las decisiones del BCE, son más importantes para el futuro de los Países Bajos que nuestras propias elecciones [...] Mi sensación de malestar nace de que los dirigentes políticos eviten la verdadera cuestión: ¿qué idea tienen los partidos sobre Europa? [...] Ya no podemos prescindir de una visión de futuro sobre la 'finalidad' de la integración, o dicho de otra manera: ¿qué forma debería tener la Unión Europea?

Pero esta ausencia de cuestionamiento de los asuntos europeos podría guardar relación con el estado de ánimo de una población sometida a numerosos cambios. Y sean los que sean los resultados de las elecciones, a los vencedores les costará lograr que los holandeses, afectados por la crisis, acepten las nuevas reformas, como advierte Volkskrant:

Cover

Al holandés bien acostumbrado no le faltan malos tragos que pasar. La edad a la que se puede jubilar aumenta, la pensión para la que ha cotizado durante años baja, tiene que olvidarse de su contrato indefinido, sus garantías contra el despido y las prestaciones de desempleo se evaporan, el valor de su casa disminuye, su seguro de enfermedad es cada vez más caro y le reembolsa cada vez menos. [...] Si no queremos ser perdedores en el nuevo orden mundial, Europa deberá unir sus fuerzas para convertirse en un actor enérgico que hable con una sola voz. Pero este es un razonamiento poco inspirador, ya que carece del menor realismo apelar a un "nosotros los europeos" que no existe.

La formación del nuevo Gobierno se anuncia larga y difícil. El laborista Diederik Samsom advierte que no se sentará en un gabinete "que no lleve mi nombre", informa el NRC Handelsblad. Geert Wilders, que derribó el anterior Gobierno, al que había estado sosteniendo sin participar en él, parece estar perdiendo fuelle. Los sondeos no le conceden a su Partido de la Libertad (PVV) más que 18 escaños, cuando ahora tiene 24, y solo podrá desempeñar un papel menor. En caso de que haya una coalición entre el VVD, el CDA (los cristianodemócratas), el D66 (demócratas de centro) y el PvdA, señala Trouw, "la peor pesadilla de Wilders se hará realidad". Además, según analiza este periódico,

Cover

ese tipo de Gobierno de centro planteará el problema de que los dos partidos en los extremos del espectro político -el SP y el PVV- no estén representados. Cabe preguntarse cómo se traducirá esa frustración política: probablemente, en una oposición dura (el PVV) y en actuaciones fuera del Parlamento (el SP).

¿Te ha gustado este artículo? Nos alegra mucho. Se encuentra disponible para todos nuestros lectores, ya que consideramos que el derecho a la información libre e independiente es esencial para la democracia. No obstante, este derecho no está garantizado para siempre, y la independencia tiene su precio. Necesitamos tu apoyo para seguir publicando nuestras noticias independientes y multilingües para todos los europeos. ¡Descubre nuestras ofertas de suscripción y sus ventajas exclusivas y hazte miembro de nuestra comunidad desde ahora!

¿Eres un medio de comunicación, una empresa o una organización? Consulta nuestros servicios editoriales y de traducción multilingüe.

Apoya el periodismo europeo independiente

La democracia europea necesita prensa independiente. Voxeurop te necesita a ti. ¡Únete a nosotros!

Sobre el mismo tema