Reportaje tierra quemada | primera parte
El olivo milenario Sa Tanca Manna destruido por el fuego el 24 de julio de 2021. | Foto: © Davide Mancini.

Incendios y despoblación, la espiral infernal del Mediterráneo

Las zonas rurales con el índice de despoblación más alto en el sur de Europa son las mismas en las que los incendios forestales están aumentando en intensidad y frecuencia. Una mirada fría a los incendios del verano de 2021 en Cerdeña y en la isla griega de Eubea. Primera parte de una investigación colaborativa en Italia, Grecia, España y Chipre.

Publicado en 16 junio 2022 a las 12:55
El olivo milenario Sa Tanca Manna destruido por el fuego el 24 de julio de 2021. | Foto: © Davide Mancini.
Este artículo es sólo para miembros de Voxeurop

El contexto

Al examinar el mapa de despoblación de las zonas interiores del Mediterráneo, se puede observar que este es, en gran parte, superponible al mapa de las zonas afectadas por los incendios forestales registrado por los satélites. Esto no es nada nuevo para los investigadores que estudian los incendios y el cambio climático: la relación entre estos dos factores es bien conocida, pero no sería correcto atribuirles una causalidad sin tomar en cuenta muchos otros. Con el fin de comprender la relación entre los incendios y el abandono de las zonas rurales, visitamos los lugares donde se produjeron los incendios más devastadores en España, Italia, Grecia y Chipre en el verano de 2021. 

L’attribut alt de cette image est vide, son nom de fichier est C3S_ESOTC21_wildfires_Fig3_branded-1-1024x724.jpg.
Mapa de los incendios forestales en Europa y el Mediterráneo en 2021. Cada punto representa un incendio y su tamaño la superficie quemada. | Fuente: EFFIS/Copernicus EMS.
L’attribut alt de cette image est vide, son nom de fichier est C3S_ESOTC21_wildfires_Fig4b_branded-1024x728.jpg.
Superficie total quemada en los países de la UE en 2021 (en rojo) comparada con la media del periodo 2008-2020. | Fuente: EFFIS/Copernicus EMS.

Primera parte. Italia y Grecia: fuego amigo y fuego enemigo

Sa Tanca Manna, el olivo milenario símbolo de Cuglieri, era un verdadero orgullo para los lugareños. Con dieciséis metros de altura y diez de anchura, se consideraba como el progenitor de todos los olivos de este rincón del noroeste de Cerdeña conocido por la calidad de su aceite, así como por ser un ejemplo de arqueología botánica. El árbol murió el verano pasado, víctima del voraz incendio que arrasó con el campo de Montiferru, quemando más de 20.000 hectáreas de tierra y devastando toda la economía local.  

«Las llamas destruyeron más de la mitad de nuestros olivos, y la cosecha del otoño pasado fue tan pobre que produjimos menos de la mitad que el año anterior», afirma Laura Cocco, de 26 años, directora de la empresa aceitera Peddio, una de las muchas que sufrieron daños graves. «Muchos han replantado árboles, pero se necesitarán años, o quizá décadas, antes de que estos vuelvan a ser productivos como antes».  

Montiferru (Cerdeña) en abril de 2022. | Foto: © Davide Mancini.

El incendio del Montiferru es uno de los muchos que asolaron Italia el verano pasado en el año más caluroso de la historia del país, con una destrucción de la superficie forestal cuatro veces superior a la media de la década anterior. La situación no fue mejor en el resto de Europa. Según el EFFIS, el Sistema Europeo de Información sobre Incendios Forestales, en la Unión Europea, más de medio millón de hectáreas se convirtieron en cenizas en 2021. Este es el segundo peor dato jamás registrado a nivel continental. La región mediterránea fue la más afectada.

Sin embargo, si se observa la cifra global, el número de incendios en la orilla norte del Mediterráneo ha disminuido en las últimas décadas. Los que sí han aumentado son los llamados megaincendios, es decir, aquellos que cubren una superficie de más de mil hectáreas. La aparición de esta nueva generación de incendios está estrechamente relacionada con el cambio climático actual, que está creando cada vez más condiciones meteorológicas favorables para los incendios en la región mediterránea. Pero el cambio climático también se conjuga con otra tendencia que se está produciendo en toda la región mediterránea: el aumento de la superficie forestal.

No hace más de un siglo, cuando muchos países europeos aún dependían de la madera de sus bosques para construir edificios, embarcaciones e infraestructura, las zonas boscosas cubrían alrededor del 3% de la superficie del continente. Hoy en día, después de los planes de reforestación, la llegada de materiales de construcción más eficientes y el proceso de urbanización, el porcentaje ha aumentado a casi el cuádruple. En la zona mediterránea, donde los bosques se han expandido aproximadamente un 28% desde los noventa, la superficie forestal ocupa el 21% de la superficie terrestre.


Recibe lo mejor del periodismo europeo en tu correo electrónico todos los jueves


El aumento ha sido particularmente pronunciado en Italia, donde los bosques han crecido un 75% en los últimos 80 años hasta cubrir casi la mitad del territorio nacional. Muchos de ellos han reaparecido en zonas rurales que han experimentado un abandono progresivo del ser humano y de las actividades asociadas a su presencia, como la agricultura y el pastoreo.

Por ejemplo, en los últimos diez años, el municipio de Cuglieri ha pasado de 2.980 habitantes a 2.500, perdiendo así el 20% de su población. En Italia hay 3.805 municipios (más de la mitad del total) que han perdido en promedio un 22% de sus habitantes, y el 44% de estos se encuentran en el sur y en las islas, las mismas zonas donde los incendios han aumentado en intensidad y frecuencia.

Por esta razón, según muchos expertos, considerar el número total de hectáreas quemadas por los incendios cada año como una medida para definir una buena o mala gestión forestal constituye una lógica en ocasiones engañosa. Francisco Moreira, experto en ecología forestal de la Universidad de Oporto, en Portugal, afirma que este paradigma contribuye parcialmente a dar vida a los incendios inéditos a los que nos estamos enfrentando desde hace unos años. Ante este nuevo tipo de suceso, las estrategias actuales, basadas esencialmente en la extinción de cualquier incendio, son muy ineficaces, y permiten que los megaincendio…

¿Eres un medio de comunicación, una empresa o una organización? Consulta nuestros servicios editoriales y de traducción multilingüe.

Apoya el periodismo europeo independiente

La democracia europea necesita prensa independiente. Voxeurop te necesita a ti. ¡Únete a nosotros!

Sobre el mismo tema